Publicado el 23 de jul, 2021

Municipio entregará asesoría a vecinos afectados por Polimetales en materia jurídica, de salud y medioambiental

Con la creación de un equipo multidisciplinario, la Municipalidad de Arica, brindará acompañamiento y asesoría necesaria a 16 juntas de vecinos del sector norte, las que por más de 36 años se han visto afectadas por la contaminación por Polimetales, acción que permitirá realizar un seguimiento a la Ley 20.590 del 29 de mayo 2012 y sus modificaciones, además de velar por el complimiento de aquella.

En el marco de la primera reunión de la Mesa de Polimetales conformada por representantes de las 16 juntas de vecinos afectadas por la contaminación, y la Municipalidad, el alcalde de Arica, Gerardo Espíndola Rojas, conoció las diferentes realidades y necesidades que tiene las familias afectadas por los Polimetales.

En la oportunidad, los vecinos y vecinas, señalaron que los efectos de estos metales están asociados a casos de cáncer, enfermedades pulmonares, trastornos neurocognitivos, anemias, abortos molares, entre otros problemas que actualmente afectan a más de 20 mil personas catastradas y que sufren alguna enfermedad derivada de la contaminación.

Para ir en apoyo de los vecinos y vecinas, el municipio asesorará a las 16 juntas vecinales por lo que, se conformó un equipo multidisciplinario que está compuesto por la Dirección de Salud Municipal (Disam), Asesoría Jurídica, la Dirección de Desarrollo Comunitario (Dideco), equipo que será liderado por el Departamento de Gestión Ambiental y que  tendrá la misión de buscar los mejores canales para que los pobladores accedan a ayudas integrales en materias medioambientales, de salud, educación y vivienda.

“Asumimos un compromiso como Municipalidad con las 16 juntas de vecinos que están afectadas por Polimetales. Han sido vulnerados en sus derechos humanos y que hoy requieren un apoyo importante para revisar que está ocurriendo en materia de aplicación de esta ley, en la modificación de esta, y sobre todo en los reglamentos y como desde el municipio podemos asesorar y acompañar en este proceso, para ello creamos un equipo Multidisciplinario que va a estar liderado por nuestro Departamento de Gestión Ambiental”, expresó Espíndola.

Los y las dirigentas fueron críticos a la hora de plantear sus necesidades acerca de la Ley 20.590, que se publicó en el Diario Oficial el 29 de mayo del 2012, la que tenía por objeto establecer un programa de acción en la zona contaminada por plomo y que contemplaba un catastro de las personas que han sido afectadas por esta contaminación, un plan de seguimiento de la salud de las personas afectadas por dicha contaminación, además los niños afectados por el plomo tenían  derecho a un plan de apoyo en su educación para compensar las deficiencias cognitivas que la exposición al plomo les ha ocasionado, lo que a la fecha, según los vecinos y vecinas no ha sido cien por ciento efectivo.

“La principal problemática es que el Estado, con los programas y la Ley reparatoria no nos cumple, por lo tanto, todo lo que tiene que ver con los beneficios directos que deberíamos tener, no los tenemos, por lo que decidimos convocar al alcalde las 16 juntas de vecinos del polígono para que de alguna forma nos asesore y nos oriente”, precisó Verónica Lizama Sagal, presidenta Junta de vecinos “San Valentín”.

A ello agregó que, “tenemos toda la esperanza de que el municipio, en esta oportunidad, nos va orientar de tal forma que nosotros podamos trabajar el tema y defendernos con otras herramientas”.

Por su parte, el concejal y presidente de la Comisión de Medio Ambiente, Daniel Chipana, se comprometió con los vecinos y vecinas a trabajar codo a codo para apoyarlos en esta deuda histórica.

“Hay una deuda Histórica con los habitantes de Arica con el tema de los Polimetales, en mi calidad de presidente de la Comisión de Medio Ambiente, tenemos un compromiso de afianzar y por fin tratar de solucionar este problema y que la Municipalidad sea garante y a la vez ir consolidando los acuerdos, tenemos que hablar el mismo idioma y tener las mismas conclusiones y es un trabajo que vamos hacer desde la comisión, con el Concejo Municipal y el alcalde de Arica”, indicó Chipana.

Historia

Entre los años 1984 y 1985, se importaron desde Suecia 20 mil toneladas de un material rotulado como “barro con contenidos metálicos” de la empresa Boliden. El material fue importado por la empresa Promel y depositado en un sitio fiscal conocido como el Sitio F.

Años más tarde, en los alrededores del este sitio se construyeron dos poblaciones cuyos habitantes se vieron expuestos directamente y sin saberlo a un foco crítico de contaminación por Polimetales y que luego de 36 años aún no acceden a una remediación integral.

Foto: Reportajes T13 "Una zona de sacrificio olvidada"

OTRAS NOTICIAS

Publicado el 1 de oct, 2021 .