¡Unánime! Concejo Municipal le dice NO al cambio de medidores eléctricos en la comuna

16 de Abril de 2019

Durante la sesión N°12 del Concejo Municipal, el alcalde de Arica, Gerardo Espíndola Rojas, en conjunto con el cuerpo colegiado, expresaron su total rechazo al recambio de medidores eléctricos en la comuna, considerándolo un acto arbitrario, que vulneró los derechos de las y los usuarios.

Uno a unolas y los concejales fueron expresando su rechazo a la iniciativa, destacando la arbitrariedad, el desempleo que ocasionará la medida, la nula participación social y principalmente el clamor popular, que le dice no, sintiéndose vulnerados por el sistema, que busca instalar a lo largo del país medidores “inteligentes”.

El jefe comunal, expresó que la mesa en conjunto realizó una declaración política que manifiesta el rechazo: “nos manifestamos cada uno de los integrantes de este cuerpo colegiado en rechazo al sistema de los medidores inteligentes, especialmente porque son los usuarios quienes deben pagar un aparato que le correspondería en rigor, pagar a la empresa, entonces frente a eso nos encontramos con que es una acción arbitraria que vulnera los derechos de los ciudadanos, y es por eso que hacemos esta señal política de decir no queremos esos medidores y abusos a la comunidad”, realzó.

El alcalde Gerardo Espíndola, además agregó que espera que el Congreso pueda revertir la medida.

Asimismo, el concejal Carlos Ojeda, señaló las razones del por qué, decir no a la instalación de medidores inteligentes: “los argumentos tiene que ver que además de significar un costo para los usuarios, acá hay un problema que se va a generar para la salud de las personas, porque los medidores inteligentes requieren la instalación de antenas que transmiten células cancerígenas, y tercero que hay un conjunto de trabajadores que quedarán sin trabajo, todas la razones son validas para decir no a los medidores ”, señaló.

Por su parte, el concejal Paul Carvajal, llamó a no discutir más proyectos entre cuatro paredes: “feliz porque hoy podemos decir, que hay una declaración de nuestro alcalde, que también dice relación con lo que hemos venido trabajando con la ciudadanía a negarse a cómo se conceden este tipo de proyectos, quiero ser súper claro, que esto finalmente es la ciudadanía quienes asumen el costo de un medidor, que claramente, no son tan inteligentes, así que contento que digamos Arica está en contra de los medidores inteligentes”,subrayó.

Igualmente, el concejal Juan Carlos Chinga, se mostró contrario por el negocio que significa la instalación de medidores: “Hay malestar popular que lo hemos sentido y descontento, yo quiero como concejal empatizar con la molestia de la ciudadanía, creo que el valor de los antiguos medidores, eran mucho mejor de los que se van a instalar, y todo esto tiene que ver con temas comerciales, de manera tal que aquí no sólo se ven afectados los sectores vulnerables, sino todo un país, no estoy de acuerdo con los medidores inteligentes”,indicó.

De la misma forma, el concejal Daniel Chipana, se mostró de acuerdo con el jefe comunal y apoyó la moción de rechazo:  “Es voluntad política de este concejo municipal y cómo dice el alcalde estamos de acuerdo y lo vamos a apoyar, en esto que significa la voluntad de nuestra ciudad”, expuso.

En contra de la normativa

El concejo comunal en pleno se pronunció ante la medida, votada el 25 de enero del año en curso en el Congreso Nacional, que estableció la forma de cambio de medidores y cobro de estos, normativa que buscaba en su génesis, solucionar problemas derivados del terremoto que afectó a Coquimbo durante el año 2015, lo que ocasionó que se cobrara la reposición a los afectados.

De esta manera, el concejal Luis Malla, rechazó la iniciativa por aquellos que ven vulnerados sus derechos: “Hemos visto con acciones concretas que en otras comunas han tenido problemas con este medidor , va a afectar a los hogares más vulnerables, más humildes, yo estoy a favor de decir que no a los medidores inteligentes, por nuestra gente, por las poblaciones, por las dueñas de casa y los trabajadores de la región que se tienen que llevar la mayor carga en este asunto”, subrayó.

Del mismo modo, el concejal Jorge Mollo, imprimió un profundo rechazo por los trabajadores que se verán afectados:  “Por los más de casi medio millón de trabajadores que van a quedar sin trabajo, producto de la postura de los medidores inteligentes en Chile, según lo que comentamos en la CUT día atrás”, acentuó.

El proyecto original señalaba que la empresa en caso de catástrofe, fuese quien asumiera el costo de reposición,  a posterior, el texto entró al Senado, donde se incorpora que, de los6 millones de medidores existentes, el 70 % de los casos el cliente es dueño y los otros están bajo arriendo.

La nueva normativa establece que, en caso de terremoto, tsunami o catástrofeaún siendo el cliente dueño del medidor, el cambio o reposición debe ser asumida por la empresa.  En esta iniciativa, se establece que las tarifas incorporan mayores costos, los que son asociados a exigencias de calidad.

El concejal Jaime Arancibia, resaltó que gran parte de la población ha hecho recientemente recambio de sus medidores: “Aprobemos o no aprobemos no es materia nuestra, creo que toda la población no está de acuerdo,  por diversas situaciones y un montón de otras cosas no están de acuerdo con los medidores, gente que lo ha cambiado hace muy poco y que son dueños de eso, no estoy de acuerdo”, expresó.

También, la concejala Miriam Arenas, llamó a oponerse rotundamente al cambio de medidores: “Yo creo que es de sentido común, si una empresa tan grande como esta, va a cambiar los medidores en todo el territorio chileno, es un negocio para ellos, tiene razón Jaime, este concejo no aprueba porque no tenemos mucho que hacer, lo que si nosotros decimos a la comunidad que se oponga y yo no estoy dispuesta a cambiar el medidor y darle más lucas a la empresa”, concluyó.

Asimismo, durante la sesión, participó el concejal Patricio Gálvez, quien no emitió comentario, pero aprobó la iniciativa.

Cabe resaltar que al exigir a las empresas eléctricas medidores inteligentes, el costo de estos se anexo a las tarifas de los clientes.