Publicado el 25 de mar, 2021

Municipalidad de Arica delimita senderos en el Humedal para facilitar y regular el acceso de visitas

Cumpliendo con los compromisos adquiridos en el proyecto “Puesta en valor Inicial del Humedal de la Desembocadura del Río Lluta”, el Departamento de Gestión Ambiental de la Municipalidad de Arica, a través de los Guardaparques, realizaron la delimitación de los tres senderos peatonales con los que cuenta el estuario, para delimitar las áreas de mayor vulnerabilidad del sector sur del Humedal.

A ello se suma la ya existente señalización, bicicleteros, información en el mirador central y señalética en cada uno de los accesos al estuario.

El proyecto tiene por objetivo instalar en sectores estratégicos del humedal señalética de interpretación ambiental y de información sobre el área, así como elementos mínimos de apoyo para facilitar y regular el acceso apropiado de visitantes.

De acuerdo a los compromisos establecidos en la Resolución de Calificación Ambiental (RCA) N° 23/2012, la que establece que se debe contar con: guardaparques y definir los senderos con polines y cuerda yute, acción que se encuentra en ejecución, y que se están instalando para el paso peatonal de los visitantes a la reserva natural.

El encargado de los Guardaparques en el Humedal, René Castro, llamó a la comunidad ariqueña y visitantes de la reserva natural, a respetar los senderos y de esta forma proteger las aves que llegan hasta el estuario a nidificar, alimentarse o residen de manera permanente.

Aves Migratorias

En Chile existe un porcentaje importante de aves que son migratorias, realizando visitas estacionales, principalmente durante el verano en su periodo de reposo reproductivo, lo que significa que son aves que compartimos con el resto del mundo.

Es por ello que, la desembocadura del río Lluta es un paso obligado en la ruta migratoria de muchas aves que provienen desde lugares tan lejanos como el ártico y la tundra de Alaska, incluso errantes desde otros continentes.

El humedal de Lluta también brinda refugio a aves visitantes que se han extraviado, llamadas accidentales o errantes, también aquellas de regiones andinas o tropicales que ven alteradas las condiciones de sus ambientes naturales por diversos factores.  Así es posible encontrar aves tan particulares como la hermosa espátula rosada, propia de bosques de mangles y pantanos tropicales.

Junto a las aves migratorias, el humedal de Lluta mantiene también a un número importante de aves locales, es decir aves que residen de manera permanente y anidan. Registrándose hasta la fecha un total de 185 especies de aves de las cuales casi el 80 por ciento son visitantes.